Silicates

SIL K 460

Fertilizante mineral Foliar basado en Silicato Potásico - Fortificante
  • 1 L
  • 5 L
  • 10 L
  • 20 L
  • 1000
  • Features
  • Analysis
  • Application

SIL K 460 es una disolución acuosa de la sal potásica del ácido silícico polimerizado. Además de su función como fuente disponible de sílice y potasio para el crecimiento, también aumenta la resistencia a factores ambientales y puede tener un efecto preventivo frente a los hongos.

SIL K 460 es una fórmula líquida soluble 100% natural que controla el desarrollo del sistema radicular, incrementando la resistencia de las plantas al estrés abiótico y biótico, tales como altas y bajas temperaturas, viento, alta concentraciones de sales y metales pesados, hidrocarburos, aluminio, insectos, hongos, enfermedades. El silicio contenido en SIL K 460 también se deposita en las paredes de las células de raíces, actuando como barrera contra la invasión de parásitos y patógenos.
SIL K 460 incrementa la productividad y calidad de las cosechas agrícolas. Es un buen fertilizante para vid, arroz, maíz, trigo, caña de azúcar, palma, mango, mora, guayaba, chile, fríjol, pastos forrajeros, etc.
SIL K 460 refuerza la capacidad de almacenamiento y distribución de carbohidratos requeridos para el crecimiento de las plantas. Aplicaciones de SIL K 460 disminuye los niveles de lixiviación de Nitrógeno, Fósforo y Potasio.
SIL K 460 restaura la degradación del suelo incrementando el nivel de fertilidad, ya que la falta de silicio (ácidos monosilicicos, sílice amorfo) asimilable conduce a la destrucción de los complejos órgano - minerales.
SIL K 460 aumenta la resistencia a la sequía. Su aplicación en los programas de fertilización, optimiza el aprovechamiento del agua de riego en un 30 a 40 % y amplia los intervalos de riego. De la misma manera permite la rehabilitación de suelos afectados por sales y compactación.

Análisis garantizado
Composición Química 2,82 SiO2 * K2O
Contenido en sólidos (%) 43.60%
Contenido SiO2 (%) 28.00%
Contenido K2O 15.60%

El silicio es un componente vital del sistema suelo-planta. Posee características muy importantes defendiendo y potenciando a la planta frente a situaciones de estrés biótico y abiótico. SIL K 460 puede ser aplicado en todo tipo de cultivo: Vid, arroz, maíz, trigo, cebada, caña de azúcar, aguacate, mango, zarzamora, guayaba, cebolla, fríjol, soya, pastos forrajeros, banano, etc.